En virtud del colapso del techo de la tienda “Modatelas” ocurrido la mañana de este lunes, la calle de Los Galeana del Centro Histórico de la Ciudad, entre Ramírez Ferrara y Nicolas Catalán, permanecerá cerrada al tránsito de vehículos y peatones hasta contar con los peritajes técnicos del resto de los edificios aledaños al inmueble que garanticen la seguridad y la integridad física de los ciudadanos, informó el encargado de despacho de la Dirección de Protección Civil y Bomberos.

La mañana de este lunes, alrededor de las 07:30 de la mañana, se reportó a la Dirección de Protección Civil y Bomberos el registro de un ruido muy grande en la tienda. “Acudimos con la unidad de Bomberos; nos pudimos percatar, porque se bombeo la cortina del negocio, que 3 de las 4 cupulas del techo de la tienda habían colapsado”.

“La primera cúpula se destruyó totalmente”; la segunda y la tercera quedaron con daños, pero ‘apoyadas en forma lateral’; la cuarta cúpula ubicada al fondo, está sin apoyo en la esquina con probabilidad de colapso”, señalan representantes del Instituto Nacional de Antropología e Historia (INAH).

Protección Civil informó que por fortuna sólo se registraron daños materiales. “El propietario del negocio confirmó que en las noches se cierra la tienda, no tienen velador y no hay forma de que haya gente adentro. Los cuatro edificios aledaños fueron acordonados por seguridad de las personas que los ocupan hasta contar con los peritajes que garanticen la seguridad y la integridad física de los ciudadanos”, indicó el funcionario.

El encargado de despacho de la Secretaría de Obras Públicas, Desarrollo Urbano Sustentable y Protección Ambiental, José Raúl Aguilar Montiel, informó que la dependencia a su cargo, con el apoyo del Colegio de Arquitectos y el Colegio de Ingenieros de Cuautla, determinó que se llevará a cabo el apuntalamiento de las zonas más afectadas y de la cuarta cúpula de la tienda para prevenir un daño mayor.

“Estamos revisando los expedientes que se generaron desde el sismo del año 2017 y efectivamente este edificio no sufrió daños en su momento y no tenemos el antecedente de un diagnóstico estructural. Contamos con el diagnóstico de los dos edificios laterales que aparentemente no presentan problemas. Ahorita los preliminares son de riesgo y vamos a tener que esperar hasta que tengamos los dictámenes finales”, subrayó.

En el caso del edificio “Guerra”, “estamos solicitando el diagnóstico que se elaboró después del sismo de 2017, aparentemente tiene un daño que tiene que ver con mantenimiento, es un edificio muy viejo. El otro inmueble aledaño aparentemente no tiene daño, pero por la inclinación que tienen los muros laterales habría que esperar”.

Los propietarios tendrán que tomar también cartas en el asunto en lo que respecta al mantenimiento de sus inmuebles. “En cuanto a nuestra responsabilidad: es prevenir cualquier riesgo; garantizar la seguridad y la integridad de las personas”, indicó el funcionario.

En la visita preliminar que se realizó al inmueble, estuvieron presentes el encargado de despacho de la Secretaría de Obras Públicas, Desarrollo Urbano Sustentable y Protección Ambiental, José Raúl Aguilar Montiel; el encargado de despacho de la Dirección de Protección Civil y Bomberos, Francisco Javier Barquín Granados; la maestra en arquitectura, Roxana Galindo Cortés, y el arquitecto Fernando Campos Albarrán, representantes del Instituto Nacional de Antropología e Historia (INAH); y el presidente del Colegio de Arquitectos de Morelos, sección Cuautla, Alberto Beltrán Barrera.

Dejar respuesta