La tarde del lunes, vecinos del poblado de Cuautlixco reportaron al 911 el presunto abandono de tres menores de edad por parte de sus familiares en las inmediaciones de la Capilla de Santa Ana del mismo lugar.

La denuncia ciudadana fue atendido de manera inmediata en una acción coordinada entre elementos de la Policía Morelos y el Sistema Municipal DIF.

La directora de este organismo asistencial y la Procuradoría de la Protección de Niñas, Niños y Adolescentes (PPNNA) atendieron este caso para recuperar a los pequeños Jonathan “N” de 7 años, Kasandra “N” de 5 años y Regina “N” de un año de edad, mismos que fueron trasladados a las instalaciones de la Secretaría de Seguridad Pública Municipal para su protección correspondiente.

El juez cívico, Juan Enrique Embarcadero Marchán, fue el responsable de determinar la situación legal.

Después de la investigación para dar con el paradero de la madre de los menores, se logró hacer contacto con ella solicitando su presencia para comparecer ante la autoridad y acreditar el parentesco con documentos oficiales.

La progenitora de los menores se identificó como Yadira Elizabeth de 23 años.

De esta manera al acreditar la filiación sanguínea con Jonathan , Kasandra y Regina “N” originarios del estado de Zacatecas, se realizó la entrega correspondiente a través de un acta constitutiva, a fin de preservar la integridad física y psicológica de los niños.

La abuela de los menores fue la primera en arribar a la base de Seguridad Pública afirmando que nunca fue su intención abandonar a sus nietos, explicando que decidió dejarlos en el atrio de la capilla de Santa Ana para evitar que ingresaran al cementerio, lugar donde realizaría limpieza a unas tumbas de familiares, “mi hija me pidió que no los metiera porque no estaban bautizados”, dijo textualmente, justificando así su acción que originó la denuncia ciudadana.

#elsitioinformativo 30/04/19

Dejar respuesta